Gestión de relaciones con proveedores en la empresa

/Gestión de relaciones con proveedores en la empresa

Gestión de relaciones con proveedores en la empresa

SRM o Gestión de relaciones con proveedores en la empresa no es un concepto nuevo, de hecho es una de las mayores tendencias dentro de la administración de determinados procesos de negocio.

No podemos vivir sin proveedores, son parte fundamental en el ciclo de vida de muchas cadenas de suministro. Si bien siempre se puede optar por manejar una amplia cartera de proveedores, la situación ideal es trabajar con proveedores a largo plazo, potenciando la confianza y una relación conjunta de futuro.

Esta relación a largo plazo, desencadena el término de aliado estratégico para los proveedores. Se ha pasado de una visión del proveedor como recurso para nuestras necesidades a ser un socio estratégico capaz de crecer y transformarse para lograr mejores resultados.

Pero comencemos por el principio…

¿Qué es la Gestión de Relaciones con Proveedores de una empresa (SRM)?

La gestión de relaciones con proveedores (SRM) es un proceso de negocio encargado de administrar y sistematizar las interacciones con las empresas u organizaciones proveedoras.

Marca un protocolo teórico y practico que vincula estrechamente las relaciones con los proveedores, construyendo una relación sólida, transparente y de confianza.

Gracias las buenas prácticas SRM se facilita la optimización de todo todo el flujo de información de la cadena de suministro, creando valor a partir de las relaciones, reduciendo los costos de la cadena de suministro y proporcionando productos finales de gran calidad.

Para que fructifique una buen gestión de relación de proveedores es necesario que la empresa cambie su mentalidad estratégica, apostando por dinámicas de asociación alternativas con los proveedores.

¿Por qué utilizar la gestión de relaciones con Proveedores?

¡Todo esto suena muy bien! Pero ¿Por qué las empresas deberían utilizar SRM en sus estrategias de negocio?

La respuesta es muy sencilla. Los procesos de gestión de relaciones con proveedores (SRM) mejoran la coordinación y la cooperación entre compradores y proveedores. Potencia el conocimiento mutuo de ambas partes, siendo un recurso ideal para mitigar el riesgo y aumentar la rentabilidad de la cadena de suministro.

En otras palabras, conociendo cada detalle que esté implicado en el ciclo de vida de nuestra cadena de suministro tendremos más posibilidades de mejorar, modificar el rendimiento de la misma… y los proveedores son parte activa de la misma.

Además todas aquellas estrategias de negocio destinadas a la mejora continua e innovación serán mucho más completas al contar con la ayuda y apoyo de los proveedores.

¿Un buen ejemplo? La sostenibilidad en la cadena de suministro se sitúa como una de las primeras preocupaciones de los nuevos consumidores. Este nuevo consumidor es mucho más exigente y completo que hace unos años, no solo quiere un producto sino que desea un producto fabricado de manera responsable y sostenible.

Bajo una lógica gestión de relaciones de proveedores en la empresa el cambio hacia una producción sostenible es mucho más rápido, eficaz, transparente y profesional.

Fases clave en una estrategia SRM

Desde un punto de vista abstracto y general se puede decir que las estrategias SRM son procesos donde las empresas determinan las categorías de suministro que son importantes creando  las estrategias que administran estos elementos de manera inteligente.

Por lo tanto, un primer paso antes de comenzar un proceso de gestión de relaciones con proveedores, esta relacionado con la identificación de aquellos suministros, materias, etc… de un alto valor para realizar la producción de los determinados procesos de negocio.

A través de esta categorización de suministros ya es posible iniciar las fases de una correcta gestión de proveedores

Gestión de relaciones con proveedores en la empresa  – Segmentación de Proveedores

Las empresas pueden tener varios o múltiples proveedores, pero solo unos pocos son más importantes que otros en los resultados finales. De hecho, algunos proveedores se vuelven relativamente vitales para conseguir los objetivos deseados.

Segmentar a los proveedores según su impacto en un negocio es el primer paso en la gestión de las relaciones con los proveedores.

Identificar las características de los proveedores es un modelo de estrategia que responde a diferentes cuestiones: ¿Qué producto depende de sus componentes? ¿Costos asociados a dicho proveedores? ¿Cuántos proveedores puede desarrollar el mismo producto?…

Una vez que se tiene la relación de proveedores, todavía es posible segmentarlo un poso más bajo las siguientes categorías:

  • Proveedores estratégicos. Estos proveedores son los más complejos de reemplazar, sus cualidades responden  de manera importante a nuestros objetivos estratégicos. Parte de los esfuerzos en la gestión de relaciones de proveedores recaerá en este grupo de proveedores.
  • Proveedores tácticos. Se trata de proveedores importantes pero no irreemplazables, los planes estratégicos no dependen de ellos ya que pueden ser sustituidos por otras opciones.
  • Proveedores transversales. Son proveedores que suministran componentes o productos de carácter general y común. No suponen una amenaza para la marcha del negocio. Existe un gran abanico de posibilidades para obtener dichos suministros sin afectar en nada a la cadena de suministro

Gestión de relaciones con proveedores en la empresa  – Desarrollo de la Estrategia

En esta fase se entra de lleno en todo lo relacionado con el conocimiento y naturaleza de la relación entre empresa y proveedor.

Por lo tanto, se escenifica de forma práctica las relaciones con el proveedor, con el fin de abordar información crucial  como la identificación oportunidades sin explotar, redundancias no deseadas y riesgos potenciales de la cadena de suministro.

El enfoque estratégico permite profundizar en los detalles de la relación con los proveedores, teniendo la valiosa oportunidad para mejorar y mantenerlos en el tiempo.

Gestión de relaciones con proveedores en la empresa  – Ejecución de la estrategia

Una vez diseñada la estrategia para cada proveedor, deberá ejecutarse de manera efectiva para obtener los resultados deseados.

Comunicación y nuevas tecnologías en las estrategias SRM

Una de las cuestiones claves para que una gestión de relaciones con proveedores en la empresa tenga éxito está relacionada con la correcta y transparente comunicación de datos e información.

Empresa y proveedor y viceversa, deben de estar  comunicados de manera directa, eficaz y periódica. Cualquier cambio en alguna de las partes puede traer graves consecuencias a la buena marcha de la cadena de suministro.

Para ello, las nuevas tecnología se han convertido en un recurso  primordial para lograr tal objetivo. El nuevo software de gestión electrónica con funciones tan interesantes como las subastas inversas , han hecho que proveedores y empresas mantengan una comunicación  fluida y actual en cada momento.

Dicha comunicación es muy resolutiva para lograr determinados objetivos. Puede revelar nuevas oportunidades, como la posibilidad de reducir costos o minimizar los tiempos de transporte.

No hay duda que el proveedor cuanto más cerca esté de la empresa mejores resultados va a proporcionar. La gestión de relación de proveedores es necesaria para acomodar la figura del proveedor como nuevo aliado estratégico de los procesos de negocio de una empresa.

Te ayudamos a dar el paso, estás a un click

2019-02-18T17:07:18+02:00